“ Ella es una nube que un beso ardiente derritió